Los 10+1 alimentos más absurdamente caros del mundo

¿Pagaríais 65 euros por una taza de café? ¿Os tomaríais sin remordimientos de conciencia un postre de 14.500 euros? ¿Qué tal un sándwich de tres pisos por 126 para matar la gusa? Nuestro mundo tiene claro que cuando uno está en la en lo más alto de la sociedad de consumo, sus necesidades evolucionan hacia las más estúpidas y extravagantes formas de derroche.

queso-leche-alce (Custom)

10) Queso de leche de alce: los suecos y sus cosas.

Por lo visto este producto es único y exclusivo de una granja sueca llamada Moose House. El proceso por el cual los alces son ordeñados dura más de dos horas. El resultado son unos daditos de queso que se pagan a unos 800 euros el medio kilo. Es de suponer que estos alces vivan en un dúplex con servicio de mayordomo y que una estrella de Holywood les arrope todas las noches.

patata

9) Patatas La Bonotte: quien tiene una patata, tiene un tesoro.

Como suena: se trata de un tubérculo en peligro de extinción. Estas patatas se cultivan sólo en la isla de Noirmoutier, en la costa atlántica de Francia. Son extremadamente delicadas, y por ello es necesario cosecharlas a mano. Como fertilizante, se utilizan algas marinas. Un kilo puede llegar a costar 500 euros.

ternera

8) Carne de ternera waygu: el Rolls Royce de las vacas.

Este producto seguro que os suena. Se trata de la carne de unas reses de Japón criadas en la ciudad de Kobe. Estas vacas, de la raza wagyu, son alimentadas exclusivamente con maíz y cerveza. Además los afortunados bovinos reciben masajes diarios en el lomo, y su piel es impregnada con sake. Y como no estaría bien que los animales sufrieran estrés alguno, se las aísla lo más posible del ruido exterior poniéndoles música clásica que favorezca su relajación. Medio kilo de Kobe japonés puede costar hasta 550 euros. No está nada mal si lo compramos con el precio de una Big Mac, ¿no?

bling

7) Agua Bling H2O. Lo único cristalino es la caradura del inventor.

Un tal Kevin G. Boyd, productor de tele norteamericano y del que suponemos tiene más cara que espalda, se le ocurrió un buen día la brillante idea de que “la exclusividad puede manifestarse también por una simple botella de agua que se lleva en la mano“. Dicho y hecho. El Agua Bling H2O se presenta en un frasco semitransparente y con cristales Swarovski engarzados para formar el nombre de la marca. Se extrae de los profundos manantiales del Parque Nacional de Smokey Mountains, en Estados Unidos, y celebridades como Mariah Carey, Paris Hilton o Shaquille O’Neal han ejercido de imagen del producto. Un frasquito de 380 ml. cuesta entre los 50 euros y 70 euros. Ya sabéis, si alguien os ofrece en algún momento un vaso de agua del grifo, tirádselo directamente a la cara.

sandwich

6) El Von Essen Platinum Club Sandwich: dándole un mordisco a tu cartera.

El exclusivo Hotel Cliveden House de Berkshire, en el Reino Unido, tiene el honor de servir la que es considerada como una de las grandes maravillas gastronómicas del mundo: un sándwich de tres pisos. El bocadillito en cuestión se llama, Von Essen Platinum Club Sandwich, y entre sus ingredientes figura el jamón, la codorniz, los huevos y la trufa blanca. El precio, muy modesto si consideramos lo que se paga por otros productos de este listado, es de 126 euros.

sandia

5) Sandía Densuke: “Como es negra, te cobraré 5.000 veces su valor.”

Otra locura gastronómica japonesa para ir completando el ránking. La sandía Densuke sólo se cultiva en la isla nipona de Hokkaido, y tiene la peculiaridad de ser de piel negra. Al producirse únicamente 10 mil unidades anuales, estas sandías han llegado a alcanzar precios sencillamente astronómicos. El récord histórico para esta fruta se logró en una subasta en el 2008, cuando su orgulloso propietario pagó unos 4.500 euros por una pieza de casi 8 kilos de peso. Sin duda, debió llorar de placer mientras la degustaba, aunque a más de uno nos hubiera encantado hacerle llorar de dolor por semejante derroche.

trufas

4) Trufas Langhe: el auténtico oro comestible.

Este hongo procede de la región italiana del Piamonte. El precio de base ronda los 4.000 euros el kilo, aunque la cantidad más alta jamás pagada por estas trufas fue de 210.259 euros por kilo y medio. El loco en cuestión que abonó esta pasta es Stanley Ho, propietario de un casino en Macao, y un hombre, evidentemente, desprovisto del más elemental sentido común.

caviar3) Caviar Almas: el lujo entre el lujo.

Hasta el más desinformado de los mortales sabe que el caviar es un alimento carísimo. Lo que a lo mejor desconocíais es que el tipo más caro que existe es el llamado Caviar Almas, que proviene de las huevas del pez esturión Beluga albino que se remoja en las aguas del Mar Caspio. Para completar el despropósito, esta delicatessen se vende en latas de 24 kilates. El precio oscila entre los 11.500 y los 18.000 euros. Calculad a cuanto sale cada cucharadita.

helado

2) Helado Fortress Stilt Fisherman Indulgence: o cómo pedir un crédito para pagar un postre.

Si un helado cuesta alrededor de los 10.500 euros, es imposible llamarlo sorbete de limón o vainilla cookies. Está claro. Así que en cuanto la gente del Hotel-Spa Fortress, de Sri Lanka, se inventó esta locura azucarada, llegaron a la inmediata conclusión de que debía tener un nombre acorde a lo absurdo de su precio: Fortress Stilt Fisherman Indulgence. Esta obscenidad helada incluye crema irlandesa, mango y compota de granada, acompañado de una escultura de chocolate que representa a un pescador típico de la zona con un aguamarina de 80 kilates. Pensad en ello mientras os tomáis una horchata en la terraza de Los Valencianos.

cafe

1) Café Kopi Luwak: el expresso más caro del mundo es una mierda (literalmente).

Este café, fabricado exclusivamente en Indonesia, se obtiene moliendo los granos extraídos de las deposiciones (una manera elegante de hablar de la mierda) de un animal llamado civeta, una especie de gato con morro de mangosta, que los nativos bautizaron como Luwak. El animalito tiene a bien completar su dieta con plantas de café, así que sus heces contienen una buena cantidad de granos cafeteros. Sólo se producen 500 kilos al año de este producto, lo que explica su desorbitado precio. Si, por aquellas cosas, la vida os lleva hasta una cafetería que tenga en su carta café Kopi Luwak, tened en cuenta que una tacita tipo expresso os saldrá por la módica cifra de 65 euros.

cerveza

10 +1) Cerveza Vielle Bon Secours: o la mejor manera de dar clase a un botellón.

¿Se os ha secado la boca de tanto leer precios descomunales? Tranquilos, coged el próximo vuelo a Londres e iros directamente a un bar llamado The Bierdrome, en el 67 de Kingsway. Allí os podréis refrescar el gaznate con la cerveza más cara que existe, la Vielle Bon Secours. Una botella cuesta unos 730 euros. De todas formas, si el objetivo consiste en emborracharos, os sugerimos que completéis la jornada a base de Cruzcampo.

Anuncios

2 comentarios en “Los 10+1 alimentos más absurdamente caros del mundo

  1. Pingback: 10+1 Alimentos más acojonantemente peligrosos | 10 + 1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s